domingo, 21 de diciembre de 2008

Todo preso es político


Estuve espiando la lista de temas del recital del Indio Solari en el Estadio Único de la Ciudad de La Plata. Aparte de notar el detalle (muy menor) de que no hizo tres de los cuatro temas que más me gustan de su primer placa solista (ni "La piba de Blockbuster", ni "Mi caramel machiato" ni "Charro chino") no me pasó desapercibido que el Indio, antes de "Pabellón séptimo" (el otro de mis temas preferidos de "El Tesoro de los Inocentes [Bingo fuel]") haya tocado "Divina TV Führer": para los que conocemos la postura ideológica del antiguo líder de Patricio Rey y Sus Redonditos de Ricota, no parece casual que relacione una (estremecedora) canción que relata una masacre en una cárcel con el poder (la voluntad de poder) de los medios y sus recetas de buenos atracos bien iluminados, a tragar sin culpas.
También hubiera sido significativo que, antes o después de "Pabellón séptimo", la banda hubiera interpretado "Sheriff", gran tema del último disco de Los Redonditos, "Momo Sampler". Ambas canciones me parecen estrechamente vinculadas, temática e ideológicamente, y hasta diría que configuran un relato. "Sheriff" y "Pabellón séptimo" pintan la única respuesta que, como sociedad, pareciera que estamos dispuestos a dar a la desesperación de los excluidos: policía para "meter bala" y cárceles hacinadas. Respuesta que, no nos engañemos, jamás será una reacción "natural", "lógica", ni muchísimo menos desprovista de carga ideológica porque, para decirlo con viejas palabras recogidas por el propio Indio, todo preso es político.

1 comentario:

Federico dijo...

El domingo, cuando el Indio cantó la historia del Cebolla, hubo una tensión en escena que fue impresionante. Los muy pocos gestos que usa el Indio normalmente se hicieron aún más parcos, el pogo aflojó un poco, y fue un momento realmente conmovedor.
Después, uno tiene que escuchar hablar a Felipe Solá como si fuera un estadista y una persona honorable y no el responsable de la muerte de 33 hermanos.